Directorio de centros
Date de alta si eres un centro ginecológico o de fertilidad
Directorio centros fertilidad
Usted está en:

Tema del mes

>

5 propuestas para contrarrestar el estrés durante el tratamiento, por la psicóloga Cristina Rico

RSS
5 propuestas para contrarrestar el estrés durante el tratamiento, por la psicóloga Cristina Rico

 Empezar un tratamiento de reproducción asistida supone, además de una gran ilusión por el inicio de este importante proyecto, un notable cambio en la rutina diaria. La organización de las visitas médicas, el seguimiento del tratamiento farmacológico o la espera de los resultados son algunas de las causas que pueden generar un estado de ansiedad en ti o en tu pareja.


Sentir estrés durante las distintas fases del tratamiento es algo natural que no debe producir alarma. Frente a ello, será de gran ayuda buscar recursos que ayuden a vivir con serenidad y optimismo el proceso de la búsqueda de un hijo que te concedas tiempo para ti misma.


Te propongo realizar algunas de las siguientes actividades, que pueden ser muy útiles para gestionar los momentos en los que te sientas más inquieta:


1. Practicar actividades al aire libre: A veces olvidamos los efectos terapéuticos que tiene el contacto directo con la naturaleza. Algo tan simple como dar un paseo o hacer una excursión con tu pareja o tus amigos te hará cargar las pilas y sentirte llena de energía. Si la actividad puede alargarse todo un fin de semana, ¡mejor todavía!
2. Adentrarse en el yoga: esta tradicional disciplina te permitirá experimentar un contacto con tu cuerpo diferente al que estás acostumbrado. El estiramiento de ciertas partes del cuerpo que sufren el impacto del estrés te ayudará a conocer mejor tu organismo y este ejercicio te será de gran ayuda cuando sufras algún malestar. Los efectos positivos del yoga son muy amplios: desde aumentar la flexibilidad y el tono muscular a estimular la circulación o disminuir el dolor físico.
3. Explorar técnicas de relajación y meditación: además del yoga, existen otras técnicas que pueden ayudarte a alcanzar un estado de paz, relajación y tranquilidad. Tómate tu propio tiempo para escucharte a ti misma; te ayudará a aproximarte a ese deseado equilibrio interior.
4. Practicar ejercicio diario: ya sea sola o acompañada, adquirir el hábito de practicar deporte regularmente es ideal para fortalecer tu cuerpo y deshacerte de las tensiones acumuladas. Notarás también que disminuye tu sensación de fatiga y mantener una vida sexual plena te será más fácil. Con un poco de ejercicio físico diario, además, te sentirás más a gusto con tu imagen… ¡El mens sana in corpore sano no pasa de moda!
5. Ocio: no pierdas la oportunidad de compartir momentos con tus amigos, esos que te hacen sentir bien y después puedes recordar con una sonrisa en la boca. Y no te olvides de aprovechar la oferta cultural de tu ciudad… ¡Pásalo bien! Ocuparte con otros planes te ayudará a desconectar de tu proyecto de maternidad.


Todas estas actividades nos ayudan a realizarnos en otras áreas de nuestra vida y darnos cuenta de que podemos obtener bienestar a través de diferentes facetas, no sólo a través de la maternidad. Si sientes que, aun desarrollando estas actividades, no puedes gestionar la situación, te recomendamos igualmente buscar el apoyo de un profesional.


Cristina Rico, Psicóloga del equipo de Psicología Clínica de Eugin

volver