Directorio de centros
Date de alta si eres un centro ginecológico o de fertilidad
Directorio centros fertilidad
Usted está en:

Blog

>

Los cambios emocionales en los tres trimestres de embarazo

Los cambios emocionales en los tres trimestres de embarazo

 15-06-2015

No hay duda de que el embarazo es una época de cambios, no solo físicos, sino también emocionales. Los desajustes hormonales, el cambio de peso, el cansancio, la incertidumbre ante si saldrá todo bien, etc., pueden hacerte pasar por una montaña rusa psicológica.

Sin embargo, debes asumir que se trata de una situación normal. Los cambios emocionales a lo largo del embarazo están considerados como un síntoma habitual, causados por los altos niveles de progesterona y estrógenos que se han duplicado debido a tu nuevo estado. Esto afecta a los neurotransmisores, directamente relacionados con el ánimo, lo que puede provocar que pases de la alegría al llanto en un momento, o que tengas una mayor sensibilidad.

Sin embargo, esta situación irá variando según la etapa del embarazo en la que te encuentres. Por eso en este post te informamos de los cambios emocionales más comunes en cada uno de los tres trimestres ;-)

• Primer trimestre:
A las molestias típicas de los primeros meses de embarazo hay que sumar la aceptación de la nueva situación, lo que suele provocar en la mamá momentos de gran fluctuación emocional. Son frecuentes los cambios de humor, la ansiedad o la inseguridad, especialmente si el malestar físico es pronunciado. Por eso es fundamental el apoyo y comprensión de tu pareja o tu entorno. Y sobre todo no te sientas culpable, ¡están actuando tus hormonas!

• Segundo trimestre:
Se caracteriza por ser un periodo de mayor tranquilidad, pues los cambios hormonales se han estabilizado y la futura mamá ha tenido tiempo de adaptarse psicológicamente a la gestación. Además, probablemente las molestias de los primeros meses hayan desaparecido, por lo que la mujer se sentirá más activa, más serena y con mayor fuerza para afrontar el nacimiento de un hijo. Por último, la conexión con el bebé empezará a hacerse más fuerte al ir notando sus primeras pataditas ;-)

• Tercer trimestre:
Vuelven los cambios anímicos debido a que el gran tamaño de la barriga a estas alturas dificulta el bienestar de la futura mamá (dificultad para dormir, visitas frecuentes al baño, cansancio, dolores de espalda…). Además, es una etapa de sentimientos encontrados, pues a las ganas de verle la carita al bebé se une el temor ante el momento del parto y a que todo salga bien. Pero no debes dejar que se te pase el embarazo entre una preocupación y otra, así que ¡cuídate mucho y déjate mimar!

 

 

 

volver