Directorio de centros
Date de alta si eres un centro ginecológico o de fertilidad
Directorio centros fertilidad
Usted está en:

Blog

>

Método ropa

Método ropa

 Cuando una pareja de mujeres se plantea la maternidad, tiene varias opciones: la inseminación artificial, la fecundación in vitro o el método ROPA. Para ello, pueden optar por  la utilización de semen de donante, la doble donación (fecundar óvulos donados con semen del donante) o la adopción de embriones donados.

ROPA es el acrónimo de Recepción de Óvulos de la Pareja y es, de entre todas las alternativas, aquella en la que participan ambas mujeres: una aporta el óvulo que fecundar y la otra aporta el útero que va a gestar al embrión.
 
Para poder predecir el éxito del proceso es importante un estudio básico de fertilidad previo a ambas. La que decide aportar el óvulo deberá tener una reserva ovárica favorable para poder llegar a embriones de calidad que implanten en el útero de la pareja. La mujer que decide que va a ser la receptora del embrión deberá tener un útero con buena capacidad de implantación (mejor si tiene una buena cavidad, sin miomas o cicatrices previas, sin enfermedades que impidan la gestación…). Una vez obtenidos los resultados, se valora con el especialista en Reproducción Asistida las opciones disponibles para conseguir el embarazo deseado.
 
Con el método ROPA se pueden obtener unas tasas de gestación superiores al 50 por ciento según las características de la pareja: edad de la mujer donante, calidad de los embriones obtenidos, si la transferencia es de uno o dos embriones… En este método se utiliza semen de donante y se asigna según las características de la pareja para que sea compatible con ambas (raza, grupo sanguíneo, características físicas…).
 
A nivel médico, el proceso es sencillo y no difiere mucho de una fecundación in vitro convencional. A la mujer donante se le indica una estimulación ovárica para conseguir óvulos maduros que se fecundarán en el laboratorio de reproducción asistida, y a la mujer receptora se le preparará el útero para que esté receptivo en el momento de la transferencia de embriones.
 
La estimulación ovárica en la mujer donante de óvulos es un proceso sencillo que dura más o menos 15 días y se inicia con la regla. Con una ecografía ginecológica, el especialista indicará el tratamiento más adecuado. Los protocolos de estimulación varían según las características de cada mujer, y buscan obtener los mejores óvulos para ser fecundados. La medicación está pensada para que se administre en casa, y lo suele hacer la propia mujer. Se administra por vía subcutánea, es decir, pinchada, pero de forma muy sencilla e intentando que sea lo menos desagradable posible. Cada 2 ó 3 días, la mujer donante tendrá que acudir a la clínica para ir valorando la evolución del tratamiento hasta que los óvulos estén maduros. Se programa la extracción y se realiza bajo sedación para que la mujer no tenga molestias. El procedimiento es sencillo y no es necesario ingreso.
 
De forma sincronizada, se prepara el útero de la pareja: con la regla y con control del especialista, se indica un tratamiento con pastillas o con parches que se aplican en la piel para preparar el útero para la implantación.
Cuando se obtienen los óvulos maduros, se fecundan en el laboratorio con el semen del donante compatible con la pareja y al día siguiente se confirma la fecundación correcta. Los embriones se introducen en incubadores que imitan exactamente las condiciones del interior de la madre y se espera unos días hasta que la transferencia de embriones sea posible. Se elige el momento más adecuado para transferirlos al útero de la mujer receptora.
 
En nuestro centro, en ocasiones se utilizan los óvulos de una de las mujeres, y años después se realiza el ROPA con la mujer que gestó en el embarazo previo y el mismo banco de semen. Así, los hijos de la pareja compartirán carga genética paterna y carga genética de ambas mujeres. Es un método muy recomendable en parejas con buen pronóstico para participar activamente en el proceso del embarazo, y cada vez es más frecuente por sus buenos resultados y gran aceptación en las parejas de mujeres.
 
 
 
Dra. Ana Gaitero, directora médico de Sanitas Reproducción Milenium Alcobendas
 
volver