Directorio de centros
Date de alta si eres un centro ginecológico o de fertilidad
Directorio centros fertilidad
Usted está en:

Blog

>

La reproducción asistida a partir de los 40

La reproducción asistida a partir de los 40
La edad de la maternidad se ha ido retrasando en los últimos años. La principal razón ha sido la falta de estabilidad laboral y económica que ha sufrido y sufre nuestro país, provocada por la fuerte crisis económica. Según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), la edad media de las madres primerizas es de 32 años, aunque un 30 por ciento de estas mujeres tiene a su primer hijo con 35 años.
 
La mejor edad para quedarse embarazada es entre los 25 y los 30 años, pero esto no siempre es posible. Por falta de estabilidad laboral o por querer tener éxito en nuestra vida profesional, retrasamos la maternidad más allá de la fecha recomendada. Esto provoca que, cuando estamos decididas de que por fin queremos ser mamás, nos cuesta mucho más de lo normal. A partir de los 40 años, la mujer produce menos óvulos y de peor calidad, lo que provoca un mayor problema de infertilidad y aumenta el riesgo de aborto.
 
Hoy en día, contamos con unas técnicas de reproducción asistida que pueden ayudar a quedarse embarazada a esas mamás que, por diferentes motivos, han tenido que retrasar la maternidad y les resulta complicado quedarse embarazada.
 
¿Qué técnicas de reproducción asistida son las más utilizadas?
 
La reproducción asistida es el conjunto de tratamientos médicos que facilitan el embarazo cuando este no se consigue de forma natural. La infertilidad puede ser causada por factores masculinos o femeninos.
 
El avance de la ciencia y las nuevas tecnologías han permitido muchas mejoras, tanto en el incremento de técnicas de reproducción asistida como en mejoras en los protocolos ya existentes. Los métodos más utilizados son la inseminación artificial y la fecundación in vitro. La elección de una técnica u otra dependerá de una serie de factores que un profesional médico deberá valorar, como por ejemplo cuál es la causa de la infertilidad, qué método es menos invasivo y cuál es más sencillo de llevar a cabo.

Nuestro consejo es que antes de tomar cualquier decisión, acudas a tu especialista para que pueda valorar tu caso y te proponga la mejor alternativa. De esta forma, estarás mucho más segura y tu embarazo será todo un éxito. 

 

 

 

volver